Los más vendidos de 2016

Arrangement of various world currencies including Chinese Yuan, Japanese Yen, US Dollar, Euro, British Pound, Swiss Franc pictured in Warsaw
Lejos han quedado los tiempos en que las ventas de discos se contaban por millones. Actualmente, los creadores se dan con un canto en los dientes si colocan, a lo sumo, unos cuantos cientos de miles. Y el panorama no invita al optimismo. Si bien el disco más vendido de este año ha sido Traveller, el debut a los micrófonos de Chris Stapleton, con más de un millón de unidades vendidas, hay que precisar que ese título salió en 2015, por lo que no lo consideraré en el ranking. Tampoco Ultimate Hits, de Garth Brooks, por ser un recopilatorio. Es decir, que me centraré en el material original aparecido en 2016. Según las cifras oficiales, las ventas han bajado un 11% respecto al año anterior. Sin más, os dejo ya con los diez primeros discos del podio.
1. If I’m Honest, Blake Shelton: 559.000. El pasado mes de mayo aparecía el décimo disco de Shelton, que ha alumbrado 5 singles.
2. Hymns, Joey+Rory: Este dúo, que perdió a uno de sus componentes el pasado año, se ha alzado con el segundo puesto con 527.000. El álbum ha conseguido recientemente el Grammy al mejor álbum gospel.
3. Ripcord, Keith Urban: 450.000. Tres años después de su anterior trabajo, Fuse, el australiano Keith Urban recurrió a numerosos artistas amigos para urdir su nuevo álbum.
4. Dig Your Roots, Florida Georgia Line: 343.000. El grupo más conocido de la escena actual de bro-country nos ha sorprendido con un nuevo disco con canciones más pausadas de lo que nos tenía acostumbrados.
5. They Don’t Know, Jason Aldean: 329.000. En septiembre salió este trabajo que ha dado lugar a tres singles.
6. The Weight of These Wings, Miranda Lambert: 270.000. Una de las dos representantes femeninas de esta lista sacó nuevo disco en noviembre.
7. You Should Be Here, Cole Swindell: 252.000. El segundo trabajo de Swindell fue editado a través de Warner Bros. Nashville.
8. Black, Dierks Bentley: 235.000. Decididamente, mayo es un buen mes para los negocios… Junto a este disco, ese mes aparecieron If I’m Honest, Ripcord y You Should Be Here.
9. Cosmic Hallelujah, Kenny Chesney: 190.000. Este disco incluye el éxito del verano Setting the World on Fire, en el que Chesney contó con la colaboración de Pink.
10. Hero, Maren Marris: 174.000. La lista la cierra el mejor debut del año, el de Maren Morris, disco que puede presumir de incluir una de las canciones más escuchadas de la temporada, My Church.

Anuncios

Disco del mes (diciembre)

kane-brown
El disco destacado de este mes tiene como protagonista a una joven promesa del country, Kane Brown, de solo 23 años, quien el pasado 2 de diciembre sacó su primer álbum de estudio de larga duración, Kane Brown (ya había debutado con dos EPs).
Su nombre os sonará por su asociación con uno de los grupos bro-country del momento, Florida Georgia Line, que lo señaló para participar en su gira, así como por las versiones que ha hecho de artistas consagrados como George Strait.
La génesis de este disco se sitúa a finales de enero de este año, cuando Kane firmó un contrato con la RCA Nashville. El álbum, de 11 pistas –siete co-escritas por él–, tiene un sabor autobiográfico, sobre todo por uno de los temas incluidos, Learning, en el que habla de los abusos que sufrió en su infancia.
Con 45.000 unidades vendidas sólo el primer fin de semana, el disco se ha convertido en el mejor debut country de los últimos dos años, un hito extraordinario teniendo en cuenta que empezó colgando vídeos en las redes sociales.
El primer single, que vio la luz en junio, lleva por título Ain’t No Stoppin’ us now (“No hay quien nos pare”). La canción anticipa la diversión de que disfrutará el narrador en una jornada playera. Ahora que estamos en pleno invierno no parece el momento más oportuno de publicar esta canción, pero, en descargo de la discográfica, hay que precisar que tuvieron la precaución de adelantar el single al verano.

El último, a su vez, es Thunder in the Rain. A medio camino entre el country y el pop, la canción compara la relación con su pareja con una tormenta de truenos y relámpagos.

Por último, escuchemos Learning, el tema al que aludía antes, encuadrado en el country rap, un subgénero que se ha puesto de moda en los últimos tiempos. En su letra, Brown nos muestra su conflictiva niñez, sin exhibir ningún resentimiento: “Estoy aprendiendo a dejarlo marchar, el perdón es algo que debemos conocer; si te aferras al odio para siempre, te terminará haciendo daño en el alma”.

Kane Brown en Amazon

Disco del mes (diciembre)

Untamed
Tampoco este mes el country nos ha saciado con grandes discos. Camaron Marvel Ochs –conocida por el nombre artístico de Cam– ha debutado con Untamed y el hecho de que el álbum haya visto la luz en diciembre insinúa que su sello no confiaba mucho en sus posibilidades (incluso los de Navidad se suelen sacar en noviembre para aprovechar el tirón comercial de Acción de Gracias).
Arista Records –en colaboración con RCA Records– han bautizado a esta artista californiana de 31 años, recientemente nominada a un Grammy por Burning House, una de las canciones de Untamed, que, tras salir como single en junio, se ha convertido en el single femenino más vendido de 2015.
Compuesta por 11 canciones co-escritas por la propia Cam, han colaborado en él distintos autores, aunque la mayoría vienen firmadas también por Tyler Johnson, uno de sus productores. Ninguna es especialmente reseñable, la verdad. Muchas se adscriben al bro-country, una de las tendencias del country actual que no me parece a mí que vaya a perdurar.
El álbum se abre con Untamed (“Sin domesticar”). En palabras de la autora, “esta canción trata sobre ir a los lugares donde no va la policía y dar una fiesta, pero también sobre hacer las cosas a tu modo. No estábamos siendo rebeldes a propósito; simplemente no sabíamos cómo se hacían las cosas”.

La que vamos a escuchar ahora, Half broke heart, tiene un toque honky-tonk. Escrita por Cam, Luke Laird y Tyler Johnson, la narradora se mofa aquí de las razones que le da su pareja para terminar.

Finalmente, escuchemos la última canción del disco, Country Ain’t Never Been Pretty, en la que se compara la vida del campo con la de la ciudad, concluyendo que la primera “nunca ha sido hermosa”.

Untamed en Amazon