Alison Krauss, donde la juventud se une con el talento

Alison_Krauss_2011
De ascendencia alemana, Krauss nació en Illinois en 1971. A los cinco años empezó a estudiar violín clásico por influencia de su madre, aunque luego se orientó hacia el bluegrass. Tras ganar algunos premios en certámenes locales, a los 14 años empezó a dedicarse profesionalmente a la música y un sello independiente costeó su primer álbum en 1985, Different Strokes, en el que también aparecía su hermano Viktor. Ese mismo año firmó con Rounder Records y con ellos sacó Too Late To Cry (1987), que obtuvo un considerable éxito, arropada ya por su grupo Union Station, con el que sigue hoy en día. Jerry Douglas al dobro, Dan Tyminski a la guitarra y la mandolina, Ron Block al banjo y la guitarra y Barry Bales al bajo, con la voz y el fiddle de Alison Krauss son sus miembros.
Nuestra protagonista entró en la historia de los Grammy con apenas 20 años, cuando ganó el primero de sus 27 premios en 1991. Hoy ostenta el segundo puesto en cualquier categoría, empatada con Quincy Jones, y solo por detrás del director de orquesta húngaro, ya fallecido, Georg Solti (31).
Los 90 fueron su edad dorada: miembro del Grand Ole Opry desde 1993, sacó discos como Every Time We Say Goodbye, I Know who Holds Tomorrow, Now that I’ve Found You o So Long So Wrong. En 2000 colaboró en la banda sonora de O Brother Where Art Thou, de los hermanos Coen, que vendió nada menos que siete millones de copias y puso de moda el bluegrass. Luego le seguiría su trabajo en Cold Mountain, que incluía dos temas candidatos al Oscar.
Su último álbum, de 2011, lleva por título Paper Airplane, aunque no se puede decir que haya estado desaparecida desde entonces, y en abril de este mismo año hemos podido escuchar el último single de Alabama Come Find Me.
Disfrutemos ya de su mayor éxito en la lista Billboard, When You Say Nothing At All, que llegó al número 3. “Sin decir nada, puedes iluminar la oscuridad. El tacto de tu mano dice que me cogerás si alguna vez caigo. Cuando eres más elocuente, es cuando no dices nada”, nos arrulla su letra. Sus autores, Paul Overstreet y Don Schlitz, no dejaron de asombrarse por su éxito: pensaban que estaba bien, pero que no era para tanto. Krauss la grabó como parte de su álbum-homenaje a Keith Whitley –Keith Whitley: A Tribute Album (1994)–, que fue el primero en grabarla.

Esta es la versión original de Keith Whitley (1988).

El irlandés Ronan Keating la grabó nuevamente para la película Notting Hill (1999), y conquistó el número 1 en Reino Unido e Irlanda.

Anuncios

Barbara Mandrell, la novia de la steel guitar

barbara_mandrell
Nació en 1948 y, desde muy pequeña, mostró sus talentos musicales: a los nueve años ya tocaba el acordeón y la steel guitar. Su padre, Irby, apoyó incondicionalmente la carrera musical de su hija e incluso fue su primer representante. Este talento natural –no tardó en aprender a tocar el banjo, el dobro y el saxofón– llamó la atención del sagaz productor Chet Atkins, quien le dio su primera oportunidad junto con su amigo Joe Maphis, que le contrató para tocar en su salón de baile; allí conoció a Johnny Cash y a Patsy Cline, con los que salió de gira.
Se enamoró del batería de la Mandrell Family Band, Ken Dudney, pero sus padres se opusieron a la relación, ya que a la sazón Barbara sólo tenía 14 años (se casarían cuando Dudney volviera de Vietnam, varios años más tarde). Su primer contrato con una discográfica –Columbia Records– fue en 1969, y allí permaneció hasta 1975. Sin embargo, su verdadero éxito llegaría después. Se retiró, relativamente joven, con su último disco, It Works For Me, de 1997.
Escuchemos I was country when country wasn´t cool (“Era country cuando el country no estaba de moda”), uno de sus mayores éxitos y uno de sus temas más recordados. Data de 1981 y pertenece a su disco Barbara Mandrell Live. Fue escrita por Kye Fleming y Dennis Morgan y, para grabarla, contó con la colaboración de George Jones, a quien se cita en la letra y que se une a Mandrell al final.
La canción puede enmarcarse en la corriente del neocountry, una vuelta a las raíces del country de principios de los 80, de la que la banda sonora de Cowboy de ciudad (Urban Cowboy, 1980) sería un buen ejemplo.
Tal como anticipa el título, la letra supone toda una reivindicación de la música country: la protagonista solía vestir Levis y camisas de franela cuando no se llevaban, escuchaba el Opry cuando los demás se enganchaban al rock and roll y el rhythm and blues, y se embelesaba con Roy Rogers –un actor-cantante de música western– y George Jones en la radio del coche.
Os dejo con la versión original de Barbara Mandrell y la citada aparición de George Jones.

En 2009, Reba McEntire cantó la canción en directo. En esta ocasión, también George Jones aparece al final de la misma.

Ahora escuchemos a las dos, Mandrell y McEntire, en la gala que celebraba el 70 aniversario del Grand Ole Opry en 1996.

Guitar Country. Chet Atkins, 1964

guitar country
La RCA, sello discográfico en que trabajaba el guitarrista Chet Atkins, publicó este disco de poco menos de media hora de duración en 1964. En 2001, el álbum se reeditó en formato CD por el modesto sello Collectibles y fue nominado al Grammy al mejor disco western y country, si bien perdió frente a Roger Miller por Dang Me (la canción que da título al disco la podéis escuchar aquí).
La historia de la composición de Freight Train se remonta a los albores del siglo XX, pero fue popularizada en los años 50 gracias a la grabación de Chas McDevitt. Aquí tenéis la versión que Atkins incluyó en este disco.

Vaya con Dios fue escrita como una canción pop por Larry Russell, Inez James y Buddy Pepper en 1952. Aquí Chet Atkins le da un toque country.

A su vez, el folk primigenio de Copper Kettle fue popularizado por la versión de Joan Baez de 1962. Dos años después, Chet Atkins la haría también suya.

Este tema es el que da título al álbum, Guitar Country. Fue escrito por Johnny Mercer y Willard Robison.

Atkins incluyó un instrumental, Kentucky, dedicado a dicho estado.

Otro tema instrumental es Dobro, en el que hace filigranas con este instrumento típico de la música country.

Empieza la temporada

brad-carrie-48-cma-awards-hosts2 Esta noche se entregan los primeros premios de la cosecha anual del country. La Asociación de la Música Country (Country Music Association, CMA) reparte los galardones anuales a lo más destacado de la industria desde 1967 (esta es, por tanto, su 48 edición). La ceremonia tendrá lugar en el Bridgestone Arena de Nashville, lugar donde se celebra desde 2006, y serán televisados en Estados Unidos por la ABC. La gala estará presentada por Brad Paisley y una embarazada Carrie Underwood –ya es casi una tradición, pues lo llevan haciendo 7 años consecutivos–. El 3 de septiembre se dieron a conocer las nominaciones, que encabeza Miranda Lambert con 9. Aquí podéis ver un listado completo de las candidaturas. Los ganadores se elegirán por votación secreta de los miembros de la Asociación de la Música Country. He aquí algunas consideraciones:

Entertainer of the year: De entre los nominados sólo Luke Bryan y Miranda Lambert no han ganado ninguna vez. Por otra parte, si se lo lleva George Strait sumaría 4 en esta categoría, empatando así con Garth Brooks y Kenny Chesney. Mi voto es para George Strait.

Vocalista masculino del año: Ninguno de los 5 nominados de este año ha conseguido llevarse nunca el premio, a excepción de mi favorito para conseguirlo por quinta vez consecutiva. Mi voto es para Blake Shelton.

Vocalista femenina del año: Si las elegidas fueran Martina McBride o Miranda Lambert, batirían un récord con 5 galardones. También está nominada Kacey Musgraves, que se llevó la mejor artista novel el año pasado, además de dos Grammys en enero. Un premio en esta categoría sería un acicate a su carrera. Mi voto es para Miranda Lambert.

Grupo del año: Durante las últimas ediciones esta categoría ha ido a parar a Lady Antebellum, grupo al que dediqué el disco de septiembre, y a Little Big Town, al que brindé el de octubre, casi de manera alternativa (Lady Antebellum ha ganado en tres ocasiones y Little Big Town en dos). Si, por el contrario, la asociación quiere aportar savia nueva al premio, podría decantarse por Zac Brown Band o The Band Perry. Mi voto es para: Little Big Town.

Dúo vocal del año: En mi opinión esta es la categoría más floja del año, y da la impresión de que los finalistas están ahí de relleno. Mi voto es para los hermanos de Florida Georgia Line, que son los más conocidos aunque la verdad es que sus canciones no se han destacado tanto como el año pasado.

Artista novel del año: De entre los cinco nominados, Thomas Rhett es el más joven –tiene 24 años– y es hijo del compositor Rhett Akins. Mi voto es para Brandy Clark.

Single del año: Os dejo con las nominadas para que juzguéis. Automatic de Miranda Lambert Drunk on a plane Dierks Bentley Give Me Back My Hometown de Eric Church Meanwhile Back at Mama’s de Tim McGraw y Faith Hill Mine would be you de Blake Shelton Mi voto es para: Meanwhile Back at Mama’s, de Tim McGraw y Faith Hill.

Canción del año: Hay dos nominadas que repiten en la categoría de canción y single del año: Automatic, de Miranda Lambert, y Give Me Back My Hometown, de Eric Church. Las otras tres nominadas son: Follow Your Arrow de Kacey Musgraves I Don’t Dance de Lee Brice I Hold On de Dierks Bentley Mi voto es para I Hold On de Dierks Bentley.

Vídeo musical del año: Automatic, de Miranda Lambert, Drunk on A Plane de Dierks Bentley, y Follow Your Arrow de Kacey Musgraves, ya han aparecido en categorías anteriores. Las otras dos nominadas son: Bartender de Lady Antebellum, que ya escuchamos en el disco del mes de septiembre. Y Something Bad, de Miranda Lambert y Carrie Underwood Mi voto es para Follow Your Arrow de Kacey Musgraves.

Mejor álbum del año: De entre los nominados, el álbum que más ha vendido es Crash My Party, de Luke Bryan, aunque no siempre las ventas son sinónimo de calidad. También nos encontramos con Riser, de Dierks Bentley, que fue disco del mes en febrero. Mi voto es para The Outsiders, de Eric Church.

Acontecimiento musical del año: En esta categoría repiten Meanwhile Back at Mama’s y Something Bad. Las otras tres nominadas son: We Were Us de Keith Urban You Can’t Make Old Friends de Kenny Rogers y Dolly Parton Mi voto es para el único álbum de esta categoría, Bakersfield, de Vince Gill y Paul Franklin. Os dejo con una muestra del disco Holding Things Together, una nueva versión de la canción de Merle Haggard con Paul Franklin en la steel guitar.

Músico del año: En esta categoría están nominados virtuosos de distintos instrumentos musicales típicamente country: Dan Huff y Mac McAnally y su guitarra, Paul Franklin y su Steel guitar, Jerry Douglas y su dobro, Sam Bush y su mandolina.

Mi voto es para Jerry Douglas y su dobro. Os dejo con un ejemplo de su maestría tocando el instrumento.

Bluegrass, la hierba azul del country

Kentucky
A mediados del siglo XX, surgió en los estados del sudoeste de Estados Unidos un nuevo género musical que bebía de las raíces de la música americana.
Fue en el siglo XVIII cuando a la región de los Apalaches llegaron inmigrantes provenientes de Inglaterra, Escocia e Irlanda, que llevaron con ellos sus influencias musicales. Las canciones que interpretaban eran baladas acompañadas de música bailable, tocada por uno o varios violines. En ocasiones también se acompañaban de otros instrumentos de cuerda, como el banjo de cinco cuerdas, la mandolina, la guitarra de resonancia o dobro y, ocasionalmente, la armónica.
En un principio, esta música era conocida como hillbilly (al igual que el resto de la música country), pero, tras la eclosión de festivales de música “rural”, se le buscó un nombre más comercial y se eligió “bluegrass”, por ser una música asociada a Kentucky, estado conocido como el de la “hierba azul” por un tipo de vegetación autóctona con pigmentos azulados. A su vez, Bill Monroe, considerado el padre de la música bluegrass, creó un grupo llamado los Bluegrass Boys.
Otros eximios representantes de este género son Lester Flatt y Earl Scruggs, los Stanley Brothers, Ricky Scaggs o Alison Krauss e, incluso, Dolly Parton o Patty Loveless, que también han coqueteado con él.
O Brother, la película de los hermanos Coen de la que ya hemos hablado aquí, presenta una banda sonora country y bluegrass que se alzó con el Grammy al álbum del año en 2002.
En fin, para aquellos que no se puedan permitir viajar a Estados Unidos a escuchar bluegrass, diré que en la República Checa son unos grandes admiradores de este estilo, celebrado por numerosos festivales anuales en todo el país.
Para más información, aquí os dejo el enlace en inglés de la Asociación de Música Bluegrass
Y qué mejor que introducirnos en esta música que escuchando una joya interpretada por Ralph Stanley (en activo a sus 86 años) y por la portentosa voz de Patty Loveless. El tema, Pretty Polly, tiene orígenes escoceses. La historia que narra es desgarradora: una mujer es atraída a un bosque, donde un hombre abusa de ella.