Gram Parsons, el alma del country-rock

Gram_Parsons-1361742110

Ingram Cecil Connor III nació en 1946 en Florida, aunque pasó su infancia en Georgia, donde entró en contacto con los sonidos de la música sureña, que, con el tiempo, haría suyos.

Su padre se suicidó cuando él era todavía un niño y su madre murió algunos años más tarde, víctima del alcohol. La música fue para él un refugio, que identificó, sobre todo, a raíz de ver un concierto de Elvis Presley a los diez años.

Su carrera profesional comenzó con Safe at Home, un álbum del que luego escucharemos algún tema. No obstante, su fama le llegó en 1968, cuando se unió al grupo The Byrds, con el que grabó el emblemático Sweetheart of the Rodeo (aquí podéis ver la entrada que le dediqué). Un año después fundó con Chris Hillman The Flying Burrito Brothers y con ellos grabó Gilded Palace of Sin (aquí podéis ver la entrada que le dedicó el blog La Guitarra de las Musas).

Su espíritu inquieto le llevó a abandonar este grupo al año siguiente. Comenzó entonces una carrera en solitario y llegó a colaborar brevemente con Emmylou Harris. Su vida y su carrera se truncaron cuando solo tenía 26 años, por una sobredosis de drogas y alcohol.

Como os decía antes, vamos a fijarnos en su primer álbum, grabado con The International Submarine Band, un grupo tan efímero, que, cuando el álbum salió al mercado, ya se había disuelto. Rara es la pista de Safe at Home que no esté a la altura de los grandes clásicos del country-rock. Como muestra, vamos a escuchar dos temas compuestos por el propio Parsons. El primero de ellos, con el que se abre el disco, lleva por título Blue Eyes. La letra habla del efecto positivo que al narrador le produce estar junto a su amada.

Os dejo ahora con otra de sus composiciones, Luxury Liner. Aquí, el protagonista se apunta a un crucero de lujo para intentar olvidar sus problemas, pero ni aun así consigue desterrar el pensamiento de que siempre ha sido “un alma perdida”.

En 1977, cuatro años después de la muerte de Parsons, Emmylou Harris, que, como decía, colaboró con él, grabó esta misma canción junto con su grupo The Hot Band como homenaje a su admirado Gram Parsons.

Anuncios

Sobre héroes y tumbas (V)

vietnam
En julio de 2012, los periódicos informaron de una curiosa noticia: las cartas de un soldado americano destinado en Vietnam habían llegado 43 años después a sus destinatarios.
Esta historia es real, y la que viene ahora es ficticia, pero nos sirve como introducción. Hank Snow publicó en 1966 A letter from Vietnam (to Mother), acerca de un soldado que escribe a su madre sobre la vida en el frente pocos días después de haber visto morir a su mejor amigo.

Otro tributo a los veteranos y a los caídos en Vietnam es More than a name on a Wall, escrita por Jimmy Fortune y convertida en un éxito por The Statler Brothers. Una madre va al muro donde se homenajea a las víctimas de la guerra y se dirige a Dios, anegada en lágrimas, diciéndole que su hijo es “más que un nombre en una pared”.

Muchos hombres se negaron en redondo a ir a la guerra, y cruzaron la frontera hacia Canadá. Esta es la historia que nos cuentan The Flying Burrito Brothers en My uncle. El protagonista acaba de recibir su carta de reclutamiento, que elude dirigiéndose a Vancouver, donde su tío le ha ofrecido un contrato por tres años, que nunca podrá agradecerle bastante. Allí carecen de esas leyes que “tienden a meter a los hombres bajo tierra”.